PROBLEMAS DEL OÍDO

Uno de los problemas más frecuentes en nuestras mascotas son las afecciones del oído, le causan mucha molestia y si no se curan pueden agravarse y dar problemas serios que tiene que acabar con cirugías del oído.

¿Cómo definimos la otitis?

Se trata de una inflamación (aguda o crónica, según el tiempo que lleve9del conducto auditivo. Puede ser externa, media o interna, según a que parte afecte. La más frecuente es la externa, tanto en perro como en gato.

Dentro de las otitis externas hay varios tipos:

–         la ceruminosa

–         la supurativa

–         producida por ácaros, llamada otocariosis

–         tumores

 

Las otitis se pueden desencadenar por varias causas,

–         porque se introduzca en el oído algún cuerpo extraño (espiguillas) normalmente en primavera o verano que se secan y al llevar al perro por esas zonas se clavan, por la disposición que tiene la espiga una vez que entra, por sí sola no puede salir, debemos extraerlas con unas pinzas especiales.

–         También puede ser por falta de higiene del oído, debemos limpiarlos periódicamente ( cada 15 días o 1 vez al mes) con un líquido específico para ello.NUNCA introducir bastoncillos

–         por frío pueden dar otitis

–         ciertas razas, por las características específicas de su oído también están más predispuestas, por citar algunas: el pastor alemán, el labrador, los perros de orejas caídas, tipo cocker, basset, sabueso, los caniches por tener mucho pelo dentro del conducto….

 

¿Hay alguna manera de darnos cuenta si nuestra mascota tiene otitis?

Si notamos que nuestro perro o gato se rasca mucho las orejas o cerca del cuello, si andan con la cabeza hacia un lado, si se quejan al acariciarles la cabeza, si notamos olor a rancio cerca de sus oídos, todos estos signos nos deben alertar y debemos acudir al veterinario.

Nosotro, en la consulta aunque un perro o gato venga sólo a una vacuna o a cualquier otra cosa, tengo la costumbre de mirar siempre los oídos, es la mejor manera de ver los problemas cuando están empezando.

Si viene por el problema ya específico, una vez en la consulta se examina minuciosamente el oído, con un otoscopio para poderlo ver también por dentro y ver si hay afecciones del tímpano, cuerpos extraños, parásitos. Se deben tomar muestras y mirar al microscopio para identificar bacterias, levaduras.

El problema de las otitis es que si una otitis externa no se cura, se puede convertir en media o incluso interna y afectar el equilibrio, a los huesos de la cabeza.

Los tratamientos son eficaces

Cuando hablamos de este tema siempre es fundamental tratarlos a tiempo, ir al veterinario en cuanto lo detectemos.

El tratamiento básico es limpieza con líquidos que disuelven el cerumen y dejan el conducto limpio para que el tratamiento con gotas (de antibiótico, o antifúngico o antiparasitario) que se aplica después llegue bien  y haga efecto. Y también muy importante no cortar el tratamiento aunque notemos mejoría, si no recaerá y costará más curarlo. La mayoría de casos donde no se curan bien es por no aplicar el tratamiento de forma adecuada.

Hay casos que se complican y debemos realizar un cultivo de una muestra del oído y enviar al laboratorio para que nos realicen un antibiograma y aplicar el antibiótico específico.

Y como siempre, la prevención, para las otitis, ¿en que consiste?

Si nuestro perro es de una de las razas que he mencionado, revisarles una vez al mes los oídos, en casa, y tener siempre un producto para la limpieza, nosotros recomendamos limpiarlas al mismo tiempo que se baña al animal (según la raza cada 3 ó 4 semanas), si son perros grandes o de campo y se bañan menos, mirar los oídos una vez al mes. Siempre en el caso de notar alguno de los signos que he dicho antes llevarlo al veterinario.

 

 

 

 

 

 

Comentarios cerrados.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Al pulsar Acepto consiente dichas cookies y la aceptación de nuestra Política de cookies. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando el siguiente enlace Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies